¿Qué es el proyecto C6-cuencas costeras?

Los impactos causados por el cambio climático en la actualidad son evidentes a cualquier escala, en cualquier ciudad y desde cualquier parte del mundo. En México sus repercusiones inciden en varias situaciones, desde la afectación directa con incrementos de la temperatura promedio, eventos climáticos extremos, cambios en los patrones de precipitación y temperatura, incremento del nivel del mar; hasta sus consecuencias indirectas relacionadas con la alimentación, salud y seguridad de los habitantes en este país. Es en el Golfo de México y en el Golfo de California, donde estos impactos proyectan claramente su afectación a corto plazo.

Cuencas Costeras

Ante estos impactos es necesario contar con alternativas para hacerles frente, ya sea mitigando en lo posible sus efectos o adaptándonos a nuevas formas de relacionarnos con la naturaleza. Es justo en la naturaleza que encontramos las respuestas para una efectiva defensa ante estos fenómenos. El medio ambiente ofrece algunas de las herramientas básicas para enfrentar los impactos, las cuales en combinación con ciertos esfuerzos sociales y de vinculación pueden incrementar la efectividad de sus respuestas. Los espacios naturales bien conservados han probado contar con un mayor potencial para superar circunstancias negativas relacionadas con el cambio climático y son los pilares para partir en el diseño de programas integrales para reducir y mitigar los impactos.

A partir de estas consideraciones, es que nace un proyecto que busca implementar en las regiones mencionadas una alternativa innovadora para actuar frente al cambio climático, una iniciativa que parte de un concepto integrador que busca promover el cuidado, conservación y manejo sustentable de los recursos naturales y el medio ambiente. El proyecto tiene como objetivo el manejo integral de cuencas costeras.

Las cuencas costeras son el territorio definido por un sistema interrelacionado de corrientes que transportan el agua desde lo alto de los bosques hasta las costas desembocando en el mar. Los ríos en las cuencas son indicadores básicos para diagnosticar el estado de salud de los recursos en estas regiones, pues en la calidad y cantidad de agua fluyendo por los ríos es que podemos medir los efectos de las prácticas en bosques y el consecuente estado de sus recursos naturales. El manejo integral de cuenca implica identificar el estado de los recursos naturales y promover su salud a través de mejores prácticas para usar, conservar y restaurar los recursos naturales con la plena participación de los habitantes de la región, así como la coordinación entre las instituciones dedicadas a su gestión, conservación y manejo.

Esta iniciativa contiene una visión de cuenca y gestión del territorio que pretende incidir en las políticas institucionales y asegurar impacto en las comunidades y potenciales aliados. Es así que nace de la sincronía entre tres instituciones federales y un fondo privado, convencidos y dedicados a la conservación del patrimonio natural de México: la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas comparte su experiencia en el manejo y gestión de Áreas Naturales Protegidas en zonas estratégicas dentro de las cuencas del Golfo de México y Golfo de California; la Comisión Nacional Forestal colabora con su experiencia en el manejo de zonas forestales, así como con su directa participación con comunidades locales a través del Pago por Servicios Ambientales; el Instituto Nacional de Ecología y Cambio Climático aporta sus herramientas para la gestión del conocimiento de los recursos a través de procesos de investigación científica para el diagnóstico de los recursos en las regiones, capacitando a las comunidades locales en el monitoreo y uso de estas herramientas; el Fondo Mexicano para la Conservación de la Naturaleza es un fondo privado que comparte su amplia experiencia en el manejo y gestión de recursos financieros implementados para la conservación, además de incidir con su destacado manejo de relaciones públicas para posicionar el proyecto de manera estratégica dentro y fuera del ámbito conservacionista y medioambiental.

“C6-cuencas costeras” está construido por componentes que buscan garantizar una gestión efectiva del territorio y la conservación de sus recursos naturales promoviendo el desarrollo sustentable en la región que participa. La coordinación de las cuatro instituciones implica la alineación de programas y proyectos sincronizados, acciones complementarias para la conservación que invite a sectores clave de la sociedad para implementar acciones de manera coordinada.

“C6-cuencas costeras” parte del siguiente razonamiento: Cualquier sistema se conforma por un conjunto de componentes que funcionan de manera coordinada, esta coordinación depende de la vinculación existente entre cada parte del todo. Nosotros mismos somos un sistema que funciona gracias al vínculo entre nuestros componentes; nuestros órganos: Si el corazón no hace su trabajo, los demás componentes (órganos) de nuestro cuerpo no funcionan correctamente. Para que un sistema como nuestro cuerpo vincule sus partes vitales hay que mantenerlas saludables.

Así pues nuestros cuerpos son un sistema complejo que funciona en armonía y son parte importante en un sistema aún más complejo: el medio ambiente, este sistema nos ofrece medios y herramientas para vivir cuando su estado es saludable, cuando sus componentes se sincronizan en armonía al vincularse. Esta iniciativa parte de la necesidad de vincular los componentes que fortalecerán la salud del medio ambiente integrando tanto a individuos entre sí como con su entorno, conformando un fuerte sistema que lo mantenga funcionando saludablemente. Por lo que: Al vincularnos mantenemos sano el sistema que nos permite vivir.

De esta forma es que la iniciativa “C6-cuencas costeras” busca promover desde las instituciones hacia sus aliados y actores clave en la región una invitación permanente en la que:
Conectando personas, compartimos bienestar.

Infografía - El Proyecto